El Tribunal Constitucional

Organización interna del Tribunal Constitucional

De acuerdo con el art. 6 LOTC, el Tribunal Constitucional actúa en Pleno, Salas y Secciones. El Pleno está integrado por los doce Magistrados, y lo preside el propio Presidente, nombrado en Pleno por mayoría absoluta. Si ésta no se alcanzase, según el art. 9 LOTC, se procederá a una segunda votación, en la que resultará elegido quien obtuviese mayor número de votos. En caso de empate se efectuará una última votación y si éste se repitiese, será propuesto el de mayor antigüedad en el cargo y en caso de igualdad el de mayor edad.

Las Salas, por su parte, están conformadas por seis Magistrados. El Presidente del TC también lo es de la Sala primera. Respecto a las secciones, están formadas por tres Magistrados.

La organización interna en Pleno, Salas y Secciones obedece a una distribución material de los asuntos a conocer y resolver. El Pleno es competente, de acuerdo con el art. 10 LOTC, respecto de los siguientes asuntos:

a) De la constitucionalidad o inconstitucionalidad de los tratados internacionales.

b) De los recursos de inconstitucionalidad contra las leyes y demás disposiciones con valor de ley, excepto los de mera aplicación de doctrina, cuyo conocimiento podrá atribuirse a las Salas en el trámite de admisión. Al atribuir a la Sala el conocimiento del recurso, el Pleno deberá señalar la doctrina constitucional de aplicación.

c) De las cuestiones de constitucionalidad que reserve para sí; las demás deberán deferirse a las Salas según un turno objetivo.

d) De los conflictos constitucionales de competencia entre el Estado y las Comunidades Autónomas o de los de éstas entre sí. d) bis. De los recursos previos de inconstitucionalidad contra Proyectos de Estatutos de Autonomía y contra Propuestas de Reforma de los Estatutos de Autonomía.

e) De las impugnaciones previstas en el apartado 2 del artículo 161 de la Constitución.

f) De los conflictos en defensa de la autonomía local. g) De los conflictos entre los órganos constitucionales del Estado.

h) De las anulaciones en defensa de la jurisdicción del Tribunal previstas en el artículo 4.3.

i) De la verificación del cumplimiento de los requisitos exigidos para el nombramiento de Magistrado del Tribunal Constitucional.

j) Del nombramiento de los Magistrados que han de integrar cada una de las Salas.

k) De la recusación de los Magistrados del Tribunal Constitucional.

l) Del cese de los Magistrados del Tribunal Constitucional en los casos previstos en el artículo 23. m) De la aprobación y modificación de los reglamentos del Tribunal.

n) De cualquier otro asunto que sea competencia del Tribunal, pero recabe para sí el Pleno, a propuesta del Presidente o de tres Magistrados, así como de los demás asuntos que le puedan ser atribuidos expresamente por una ley orgánica.

 

En cuanto a las Salas, el art. 11 LOTC establece que “conocerán de los asuntos que, atribuidos a la justicia constitucional, no sean de la competencia del Pleno. También conocerán las Salas de aquellas cuestiones que, habiendo sido atribuidas al conocimiento de las Secciones, entiendan que por su importancia deba resolver la propia Sala.” Las secciones, por su parte, se centran en cuestiones de admisibilidad de procesos constitucionales y asuntos de amparo, junto a las Salas

Artículos académicos para saber más

El voto de calidad del Presidente del Tribunal Constitucional

La reforma de la Ley Orgánica del Tribunal Constitucional

Buscador de artículos

Lectura recomendada de la lección